Ediciones el forastero
 
Buscar
Filters

Amable Arias Yebra

Amable Arias Yebra

(Bembibre, 1927-San Sebastián, 1984)

 

Con 9 años sufre un grave accidente en Bembibre. En 1940 la familia se traslada a San Sebastián, años de dolor, pobreza y maltrato del padre. Allí, en 1950, entra en el Teatro Principal para ayudar a su madre en el guardarropa y tomando conciencia de su nula formación intelectual acude a la Biblioteca Municipal donde estudia de manera autodidacta. 1954, primeras pinturas: paisajes en Bembibre, y en San Sebastián una pintura más centrada en la figura.

Expone sus obras, siempre con dificultades. Con sus amigos pintores organiza el Grupo Gaur como rechazo al arte oficialista. La pintura, el dibujo, las grabaciones sonoras, los escritos, toda su obra, serán ya en lo sucesivo un trabajo de búsqueda, siempre alejado de lo ya hecho por otros.

En 1970 conoce a Maru Rizo, su compañera del mayor de los viajes, y en el pequeñísimo estudio donostiarra irá creando un mundo de quimera, pintura imaginativa que surge reflexiva, pero impetuosamente.

Como casi todos los intelectuales y artistas avanzados de entonces, Amable sostuvo una postura antifranquista, y su reflexión le llevó a situarse en una línea marxista.Murió en 1984, con 55 años.

Poco antes había escrito: El dolor es la ontología de millones de mujeres, niños y viejos. El dolor, el sufrimiento, es el primer principio al que hay que llevar la consciencia de la gente y saber que ese sufrir es el primer derecho a abolir. ¡Muera el sufrimiento!

Ver como Cuadrícula Lista
Ordenar

La mano muerta

Amable Arias Yebra
ISBN: 978-84-92438-41-9
Formato: 15 x 21
Nº de páginas: 115
Encuadernación: Sin definir
12,00€
banner